QUIÉN SOMOS

Somos productores de nueces certificadas en ecológico y reconocidas en la practica biológica-dinámica. Para nosotros es fundamental encontrar nuestra función en la naturaleza, trabajando con el ritmo del Universo que nos rodea y de acuerdo con los procesos vitales de las plantas, por lo tanto “nuestro valor” es EL MÉTODO que aplicamos; encontramos reconocimiento externo y por lo tanto, estamos certificados por Europa en producción ecológica, y reconocidos por la Asociación Terradinàmica en producción agrícola biológica-dinámica.

FRANCISCO MONTAÑES TARIN

Nacido en Tortosa, ha desarrollado su carrera profesional mayoritariamente en el sector de la energía. Desde el año 2000 a su finca “La Barberana” produce y comercializa nueces; inicialmente (1992) con el sistema convencional; después durante 8 años con el sistema de “Producción Integrada” certificado por el CCPI; desde el año 2010 con el sistema de producción ecológica certificado por el CCPAE (Consejo Catalán de la Producción Agraria Ecológica) y desde el año 2011 incorpora el sistema de producción fundamentado en el “Curso de Agricultura Bioló- gica-Dinámica “ de Rudolf Steiner, reconocido desde el 2016 por la Asociación Terradinàmica (Única Asociación de Agricultores biológicos-dinámicos de Cataluña). Está innovando nuevos métodos biológicos-dinámicos al cultivo de nueces, y con procedimientos naturales y biológicos para equilibrar la fertilidad del suelo y mejorar la calidad nutritiva y organoléptica de las nueces.

LA FINCA

En la Finca la Barberana es donde cultivamos nuestras nueces. Un terreno de 1,4 hectáreas con nogales de más de 25 años de antigüedad que dan nuestras deliciosas nueces, de las variedades: SERR, Hartley y Chandler. Nous la Barberana cuenta con la certificación de producción ecológica del CCPAE (Número de productor y elaborador: CT/002373/PE) y el reconocimiento de la Asociación Terradinámica.


Francisco Montañés Tarin

Finca la Barberana


EL NOGAL

Es un árbol muy vigoroso que tiende a crecer hacia arriba siguiendo la órbita que le refleja Júpiter, si no se le dirige. Necesita mucha agua, y es muy propenso a ser atacado por bacterias y hongos, como por ejemplo la Bacteriosi, Necrosis Apical y la Antracnosi, que afectan tanto al fruto como él mismo, y pueden entorpecer su desarrollo hasta llegar a matarlo. Es muy sensible a la falta de agua, radia-ció solar y la humedad con temperatura ambiente elevada.

LAS VARIEDADES

A pesar de que la mayoría de las variedades tienen las mismas propiedades alimentarias como fruto, hay factores que las diferencian claramente como por ejemplo el color del caparazón, su dureza, el tamaño, el color de la piel del grano, la textura, el gusto, y el rendimiento de la nuez. El principal factor alimentario que diferencia una nueva de otra es la fertilidad del suelo donde se ha cultivado y el microclima de la finca.Las más conocidas son: Serr, Chandler, Franquete, Hartley, Chico, Amigo, Pedro, Tehama, Baldo, Carcagente, Escriva, etc.

LA FRUCTIFICACIÓN

El nogal, a diferencia de otros frutales, dispone de flores masculinas y femeninas separadas en el mismo árbol; y es el polen de las flores masculinas quién poliniza por medio del viento a las flores estercolo-muñecas, generándose las nueces cuando son fecundadas. En consecuencia no necesita las abejas para fructificar puesto que el polen es de baja densidad.

El problema radica en que el periodo donde aparecen las flores no coincide con el tiempo, primero salen las flores masculinas y después las femeninas, por lo cual se tiene que disponer de diferentes variedades (polinizadoras) donde las flores masculinas salgan al mismo tiempo que las femeninas de la otra variedad más temprana para garantizar la polinización productiva.

LA RECOLECCIÓN

Normalmente por extensiones superiores a 5 ha, la recolección se hace mecanicamente y contempla las fases de: vibración (porque caigan las nueces), recogida de la nuez (con arpilleras, o por aspiración o ventilación), pelado, lavado, primero triage, blanqueado, secado, calibrado, almacenamiento; para posteriormente prepararlas con unidades de venta: bolsa, saco, palet, etc.

Nosotros las recogemos de forma manual, y por lo tanto no se lavan ni se blanquean y el secado es un proceso natural al sol y al aire. Nuestras nueces, al no sufrir el proceso de lavado y de secado por aire caliente, mantienen toda su fuerza vital, es decir pueden germinar; cosa que no pasa con las nueces secadas con aire caliente pues debido a la alta temperatura de este proceso han perdido toda su vitalidad y son estériles. Este hecho también tiene su importancia nutricional para la nuez, puesto que no sólo nos alimentamos de la parte material.

Nogal (Finca la Barberana)

Nuez Verde

Secado de las Nueces